sábado, febrero 17, 2007

Pido perdón a una persona a la que he molestado con el blog

Hay una persona que se ha sentido molesta por algo que he publicado referido a ella y aunque ya le he pedido disculpas privadamente se las transmito ahora, si acaso me lee, públicamente. Por desgracia con esto no solvento el mal causado pero no puedo dejar de decirle que lo siento, que nunca ha sido mi intención molestarle absolutamente en nada.

Se trata de una chica a quien conocí en un chat de cibersexo el 6 de enero del 2006. A partir de ese día tuvimos un contacto telefónico casi diario... hasta que un día me expuso unos motivos por los que prefería no seguir con esos contactos. Para entonces ya se había generado un cariño entre nosotros y a mí me dolió su distanciamiento e hice algún intento por intentar hacerle cambiar de opinión. Visto que no lo conseguía opté, como no podía ser menos, por respetar su decisión. A partir de entonces perdimos el contacto... hasta ayer.

En medio de todo esto resulta que en su momento, hace un año, yo fui plasmando en el blog alguna de las situaciones que viví a raíz de conocerla. La primera entrada que publiqué fue ¿Me estoy enamorando? ¿Follaré?, a la que siguieron otras: Ayer me dejó una chica y Jamás de los jamasese se te ocurra chatear con una persona casada. Yo intenté atajar su distanciamiento a través del algún correo del que no tuve respuesta, y haciendole ver más tarde que me acordaba de ella, lo cuento en el post SE ACABÓ (con la chica del cibersexo). Ella desconocía que yo tenía un blog. El caso que como digo ella decidió que era mejor distanciarnos; yo siempre pensé que era porque la cosa se nos estaba escapando un poco de las manos... Como digo yo me sentía muy a gusto conversando con ella, conociéndola, y me dolió perder el contacto. Guardaba un buen recuerdo de ella y a veces me preguntaba qué tal le iría. A veces pensaba que podría resultarle curioso y bonito saber que alguien había escrito cosas sobre ella en un blog, y aunque no mantuviésemos el contacto sería agradable ver ese recuerdo en un blog...

La semana pasada, después de un año sin contacto, le escribí un correo electrónico mandándole un saludito... y finalmente ayer coincidimos en el Messenger.

Seguir leyendo.

Al poco de hablar noté que ella estaba un poco ocupada, así que pensé en hacerle saber que había escrito sobre ella en mi blog por si algún día quería leerlo. Yo pensaba dejarle mi página e irme a dormir, pensando en hablar en otro momento viendo que estaba un poco ocupada pero dado que inmediatamente se despertó su curiosidad esperé a ver su reacción... y, contra lo que yo esperaba, no fue de su agrado leer lo que yo había publicado. Enseguida noté que se sentía un poco defraudada por lo que leía, que le resultaba incómodo. De hecho me dijo con sinceridad que la conversación que estábamos manteniendo no era la que ella esperaba. Claro, lo decía porque aunque hacía mucho que no sabíamos el uno del otro ambos guardábamos un recuerdo cariñoso del otro por lo cual ella esperaba que el “recuentro” iba ser otro, no ése.

Yo me pregunto: ¿es para tanto? Lo que a ella realmente le molestó es el primer post, ¿Me estoy enamorando? ¿Follaré?, ya que en él doy detalles íntimos sobre ella. Yo pensaba que iba a valorar el conjunto de lo que yo había publicado; creo que, sinceramente, leyéndolo, se ve como todo empieza como un divertimento y a medida que la voy conociendo me siento a gusto con ella, me agrada muchas cosas de las que me cuenta y, aunque tal vez no lo explicite claramente, voy enganchándome un poco a ella, tanto que se me hace duro cuando ella decide alejarse. Para ella el post más importante es el primero... para mí lo son el resto. Cierto es que ese primer post en muy “bruto” aunque para mí realmente no es para tanto. La verdad que cuando publiqué el post quería llamar la atención, sabía que a la gente le iba a sorprender muchos de los detalles que contaba... Bueno, para mí el hecho de que una persona tenga deseos y fantasías sexuales es lo más natural del mundo pero entiendo perfectamente que a ella haya podido molestarle: yo puedo hablar lo que quiera sobre mi intimidad, pero no tengo derecho a hacerlo sobre ella.

Siento mucho habernos encontrado al cabo de un año y haberla desilusionado. Sólo me queda la esperanza de que algún día vuelva a leer todo lo que publiqué sobre ella y saque la parte bonita. Reconozco que en el primer post me centro mucho en lo morboso... pero yo sé que para entonces ella ya estaba mucho en mis pensamientos, de hecho el título inicial del post no estaba escogido al azar: “¿Me estoy enamorando?” Juro que inicialmente era así, y sólo fue después de haber escrito todo y publicarlo cuando repentinamente se me ocurrió añadir lo de “¿Follaré?” Claro, la cabra tira al monte y pensé que al anterior título era muy ñoño como para llamar la atención. He de decir también que respecto al tema sexual, por muy llamativo que sea lo escrito, yo tenía la mejor opinión de ella, de hecho así lo hago ver en el post del día 23 de enero “La verdad que resultaba, lo poco que la conozco, una chica agradable en general y, respecto al sexo, contrariamente a algunas de las opiniones que se han dado, considero que reúne muchos de los requisitos que busco en una mujer “.

Pero como digo lo importante no es eso sino el conjunto de lo que pasó entre nosotros. Ella ayer me decía que leyéndome piensa que la tomé como una diversión: sí, pero sólo en el buen sentido, a mí me gusta divertirme con alguien, no a costa de alguien. Pues sí, todo empezó como una diversión mutua pero cada día me sentía más a gusto con ella hasta llegar a un punto de pensar mucho en ella, nuestras conversaciones no giraban ni mucho menos sólo sobre sexo, esperar sus llamadas, echarle en falta cuando no tenía noticias suyas... hasta sentirme bastante mal cuando decidió distanciarse y comprobé que mis intentos por seguir en contacto no conseguían nada. En lo publicado en el blog igual me muestro en parte frío o duro, pero lo que realmente pasó es lo que acabo de contar.

En fin, como digo pensé que para ella podía ser bonito leer el blog, que sería un buen recuerdo, pero parece ser que no he acertado en absoluto; está claro que el camino infierno está empedrado de buenas intenciones. Quizá no debía haber interferido en sus recuerdos, sé que se acordaba de mí con cariño:

¡Cuán feliz es la suerte de la inocente vestal!
Al mundo olvida y el mundo la olvidó.
¡Eterno resplandor de la mente inmaculada!
Acepta todas las plegarias y renuncia a todos los deseos.

Sólo me queda decirte lo que ayer te dije: lo siento mucho.

7 Comments:

Anonymous kassandra said...

Perdona;lo que te voy a decir
pero lo tenias que haber dejado
como algo,que fue bonito mientras
duro.Y serias una bonita historia
en su recuerdo.
Seguro,que fue el dia del amor
el que te removio recuerdos;y
como eres impulsivo.Pues te pu-
siste en contacto con ella.
Te comprendo y siento el momento
por el que estas pasando.

18/2/07 4:49 a. m.  
Anonymous Alfonso said...

Desde luego eres un cretino.
Si tanto daño le hiciste comentando cosas en tu blog, lo de pedirle disculpas referenciando las estradas con las que estaba molesta...
No tienes nombre, chaval.
Bueno, sí, un capullo integral.

20/2/07 5:01 p. m.  
Blogger El Lehendakari said...

Kassandra, hola, tan puntual como siempre. Igual tienes razón; yo tenía buenos recuerdos de ella, ella de mí... y ahora se ha estropeado esta parte. Ya digo, yo pensaba que más allá de la impresión inicial podría resultarle bonito tener ese recuerdo plasmado en un blog, pero parece ser que no he acertado, lástima. Eso sí, una cosa: no soy impulsivo, soy muy tranquilo, llevaba meses pensando qué tal le iría y que podía ponerme en contacto con ella para enviarle un saludo... Gracias por todo, pero aquí la más perjudicada, y bien que lo siento porque en ningún momento lo he buscado, es ella. Un beso.

Alfonso, hola. Respeto tu opinión pero no creo que sea para tanto. Respecto a referenciar esta entrada en el blog a aquellas que le pudieron molestar creo que no es tan grave, al fin y al caso no por no nombrarlas van a dejar de existir. Por otra parte a ella le pedí disculpas en privado; si ahora lo hago en el blog es para que sepa que me ha fastidiado molestarle y también, ya que el blog es algo público, para que quien quiera dedicar parte de su tiempo a leer todo esto veo el conjunto de lo sucedido y en base a ello se haga un criterio y lo exponga. En fin, saludos de un capullo integral.

25/2/07 3:48 p. m.  
Anonymous hiedra said...

Lo que está claro es que es una mujer casada que no quiere romper su matrimonio. Ya lo decías tú, se les escapó de las manos.Lo menos que necesitaba era publicidad del asunto. Se supone que es algo muy privado. Es muy lógico que se moleste y que el resto no le interese.
De todas formas, el cibersexo no tiene nada que hacer con el sexo integral. Te lo recomiendo efusivamente.

Suerte y que no decaiga el capullito. ;)

Un abrazo virtual :)

7/3/07 11:10 a. m.  
Blogger El Lehendakari said...

Hiedra, hola, gracias por la visita. No me queda mucho que decir, lo hecho hecho está. ¿Cibersexo? Qué rollo, yo no quiero eso. ¿Sexo integral? Utopía, jaja. Qué cachondeo el tuyo ;-) Un besote.

7/3/07 9:27 p. m.  
Blogger Mara said...

MMMMmmmm bueno, yo acabo de llegar aquí y he estado olisqueando todo y este comentario no sé si lo leerás, pero yo lod igo y de paso te lo avisaré en el primer post.
1-No me apreces un capullo ni un insensible ni nada así
2-Pecaste de impulsivo, pero quien dijoq ue eso era un defecto?
3-No creo que lo dicho afecte a su matrimonio
4-Si te conoció y le gustaste no debería llevarse un mal recuerdo por esto, si lo hace ahora es por el impulso de quedarse con 3 palabras y por tanto estará pecando de lo mismo que te "culpa" por lo tanto quedas exculpado
5En esta vida uno no puede elegir como otro te vaa recordar, ella te recordaba de una manera dulce y con cariño, tu así (quizás tu así suene más bruto, pero todo tinee un fondo)
Bueno, que no voya ahcer de abogada de lso pobres, pero no sé no creo que sea el tema pa lapidarte.
Pos na, muak

12/3/07 9:59 p. m.  
Blogger El Lehendakari said...

Mara, hola, bienvenida. Gracias por ser tan benévola conmigo. Repito que nunca he tenido intención de molestarle... pero seguramente con eso no es suficiente si lo escrito no le gusta. Yo creo que se pueden leer cosas bonitas en todo lo que cuento pero si como digo el resultado final es que se siente incómoda por lo que he hecho sólo puedo decir que lo siento. Me equivoqué totalmente pensando que, más allá de la primera impresión, con el tiempo le iba a resultar curioso ver reflejado en internet una pequeña parte de su vida.

Gracias por tu atención. Un beso.

25/3/07 3:02 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home